Escape Lliure comienza en enero del año 2003 de la mano de Vicente Monzonis Biot con el fin de reparar y vender motos de pequeña y gran cilindrada.

Tras unos años de funcionamiento, en el año 2007 nos dimos cuenta de que pod­íamos mejorar la calidad y garantía de nuestro trabajo instalando un banco de potencia frenado de ultima generación de la gama mas alta del mercado.

Hoy en dia ofrecemos a nuestros clientes  toda clase de garantías oficiales y revesíones de todas las marcas, además de reparaciones de todo tipo, inyección, eléctrico o mecánica.

Gracias a nuestras instalaciones y herramienta ofrecemos la posibilidad de garantizar a nuestros clientes el estado de su motocicleta en cualquier condición,  no importa que esta sea nueva o de segunda mano

Siempre que entregamos una moto a uno de nuestros clientes, esta se entrega revisada limpia y con una hoja de diagnostico.
Además siempre que realizamos una reparación, modificación o preparación para circuito realizamos una prueba dinámica o en banco para garantizar el correcto funcionamiento de la motocicleta.